Tag Archives: Cocinas en Cumbres del Lago

Tener una isla en la cocina parece ser el sueño de muchos y muchas, ¿por qué será? Tal vez porque facilita mucho el uso de los espacios, pues puede usarse como fregadero o como estufa y al mismo tiempo como desayunador. O tal vez porque ayuda a dividir la cocina del resto de la casa pero sin encerrarla, manteniéndola comunicada, o podría ser porque es la oportunidad de incorporar texturas, colores y materiales contrastantes que le den un toque distintivo a nuestra casa. ¿Por qué razón te gustaría a ti tener una isla en tu cocina? Si quieres tener una, debes considerar la superficie del espacio destinado a la cocina y su distribución. Muchas veces, aunque una cocina sea pequeña, puede tener una isla muy funcional su la distribución lo permite. Para inspirarte y darte algunos tips, en este libro de ideas te presentamos 7 diseños de islas de cocina con diferentes usos, materiales, colores y estilos, para que elijas la que más se adapte a tus necesidades o hagas una fusión de ellas para crear tu propia isla. Y no te olvides de contactar a tus diseñadores de cocinas de confianza. ¡Toma nota!

Una isla para comer

Una isla para comer

En algunas casas, la cocina es tan amplia que la distribución perimetral cubre todas las áreas y actividades necesarias, cumpliendo con el triángulo de la cocina que es el refrigerador-el fregadero-la estufa.

En estos casos, y precisamente por tener un espacio demasiado abierto, una isla viene perfecto para integrar un desayunador o antecomedor. En este caso se trata de una isla que funciona como barra, con una cubierta de granito que se extiende hacia los costados y se ilumina con un juego de lámparas de toque industrial clásico de luz dorada, muy elegantes.

Ultramoderna

Ultramoderna

Para una cocina de corte minimalista en una casa monocromática, una isla con un acento de color le dará vida y dinamismo. Esta isla funciona como antecomedor, con la barra de melamina roja elevada de nivel, definiendo el área para comer. El resto de la isla, a un nivel más bajo, ofrece espacio para preparar alimentos o para presentar los platillos. En todo caso, el manejo de niveles le otorga infinidad de usos en la cocina.

Una isla con extensión

Una isla con extensión

Esta isla tiene un uso muy definido: se encuentra la parrilla de la estufa, además de contar con unas gavetas para guardar electrodomésticos.

Pero esta isla tiene algo en particular: de ella surge, a un pequeño nivel más alto, una barra de granito negro que se extiende y baja hasta el piso, formando un antecomedor compacto que genera contraste con su color negro sobre el escenario blanco.

Una isla clásica

Una isla clásica

Por otro lado, para gustos clásicos, tenemos la isla que se ubica exactamente al centro de una cocina perimetral en toda la habitación destinada a cocina. Esta isla contiene gavetas para guardar utensilios de cocina así como el lavavajillas. La meseta es lisa, plana y sin más aditamentos, para servir como preparador de alimentos pero, sobre todo, para presentar los platillos.

Una isla colorida y dinámica

Una isla colorida y dinámica

También hay islas para gustos divertidos, juveniles y llenos de dinamismo. Esta isla conjunta el área de antecomedor y el fregadero, con una barra que se extiende en los extremos, delimitando visualmente el espacio destinado al recorrido interior y ampliando la zona de las bancas.

Con varias funciones

Con varias funciones

Otro diseño de isla nos puede ofrecer diversos usos, como esta hermosa isla de toque clásico que se integra idealmente a un estilo contemporáneo con toques sutilmente industriales en la residencia.

La isla funciona como antecomedor y para preparar alimentos, pero en su base, además de contar con gavetas, tiene repisas abiertas para darle otros usos: como librero, como organizador y como mueble multiusos.

Un toque sublime

Un toque sublime

No debemos dejar pasar la oportunidad de utilizar nuestra isla como un elemento decorativo, no solamente funcional. Elegir las texturas, el material, los colores y el tipo de sillas o bancas es indispensable, así haremos de nuestra isla un sitio memorable y en el que toda la familia quiere estar.

Esta pequeña isla es un sitio para decorar, para darle un toque lindo a la cocina, o para presentar los platillos antes de servirlos en la compacta mesa del antecomedor.

La combinación de colores, el material claro y las bancas de formas tan estilizadas hacen de esta isla una pieza exquisita, sublime y encantadora, además de las funciones que ofrece.

Galería de Cocinas monocromáticas: 3 estrategias de diseño con un ...

Un ambiente monocromático es un espacio en el que la mayoría de sus elementos son de un solo color. Y aunque es muy común que los colores elegidos sean blancos y negros, debido a su neutralidad, es posible utilizar cualquier paleta de colores, aprovechando sus infinitos tonos, subtonos o matices.

La elección de la composición cromática de los ambientes puede ser un aliado en la estrategia de diseño, como analizamos en los artículos -Cómo los colores cambian la percepción de los espacios interiores- y -Cómo afecta el color a la arquitectura-. Explorando una serie de ejemplos construidos, hoy hablaremos de tres estrategias en las que el color puede marcar una diferencia: destacar, unificar y zonificar.

La utilización de un sólo color en la cocina es una estrategia muy interesante cuando se busca destacar el total del espacio o alguno de sus elementos en particular. De este modo, es posible contrastar el color con los electrodomésticos, acentuar revestimientos especiales, o poner en valor objetos, utensilios y accesorios.

Contraste con electrodomésticos

La cocina del proyecto Flat#5, resultado de una asociación entre Marcio Kogan, Diana Radomysler y Luciana Antunes ('Studio MK27'), fue diseñada para acentuar la materialidad de la madera. En su interior, las sillas y las lámparas negras le dan un toque de elegancia al ambiente, conectando con el estilo de la sala de estar.

El Apartamento Cobogó, diseñado por Lelalo arquitetura e design, presenta una cocina en la que el piso, los muros, la encimera y la carpintería son negros, contrastando con los electrodomésticos en acero inoxidable. El piso de madera de la sala de estar se transforma en piso de granito en la cocina, respetando su misma disposición y su mismo formato.

En el departamento Tetrys 607, firmado por los arquitectos de CR2 Arquitetura, los electrodomésticos, griferías y accesorios, en tonos y terminaciones color plata, contrastan con el naranja de la cocina, que se extiende hasta la puerta de entrada del departamento.

Revestimentos especiales

La cocina de la Casa Escu de Bijl Architecture es un buen ejemplo de cómo una cocina monocromática puede contribuir a destacar un revestimiento con un diseño en particular, por ejemplo, azulejos o un papel mural.

Objetos y utensilios

Los arquitectos de TACO (taller de arquitectura contextual) diseñaron la cocina de la Casa de monte con una suave paleta monocromática en tonos tierra. Como no se proyectaron puertas en sus muebles, los utensilios y otros elementos se destacan al quedar expuestos en sus estantes.

En el caso de la cocina blanca de la Casinha de Daher Jardim Arquitetura, las cuatro sillas de madera son puestas en valor y adquieren una posición aún más relevante.

En la Casa para cuatro, Harry Thomson diseñó una sutil cocina de tonos beige, en la que se destacan los utensilios y accesorios en sus nichos abiertos.

2. Unificar

Optar por una paleta monocromática puede ser una buena estrategia para unificar los elementos que componen un entorno, y es una opción bastante utilizada cuando se busca una imagen más osada para la atmósfera de la cocina. Aquí, es común aprovechar las infinitas variedades de tonos, subtonos y matices de cada paleta de colores.

Si se busca crear un ambiente cálido y natural, la Cabaña Skigard de Mork-Ulnes Architects, puede ser un buen ejemplo. La casa es en su mayoría monocromática, ya que todas las superficies y muebles están revestidas con el mismo tono de madera.

¿Y por qué no una cocina de tonos cítricos? El recinto de la cocina 3in1, diseñado por batlab architects, es unificado de suelo a techo por un animado color verde.

Para las personas que quieren habitar en un ambiente más tranquilo, los tonos azules son siempre una buena opción. Esa fue la elección de los arquitectos Plaini y Karahalios para el Departamento en Korydallos.

Las cocinas 100% blancas entregan una mayor sensación de limpieza, que puede ser una característica muy deseable en un entorno de preparación de alimentos. La cocina del Apartamento Concepto T, de Itay Friedman Architects, puede pasar incluso desapercibida, ayudando a ampliar virtualmente las dimensiones del espacio.

Sin embargo, no se puede negar que una cocina totalmente negra puede proporcionar un estilo sofisticado y sobrio, como vemos en la cocina del Restaurante Tori Tori Santa Fe, diseñado por Esrawe Studio.

Para aquellos que desean un color neutro, pero que quieren escapar de los tonos blancos y negros, es posible utilizar tonos grisáceos suaves u optar por maderas claras. La cocina de la Casa 28, del estudio edwards, está completamente revestida de madera contrachapada de 9 mm.

3. Zonificar

Existen proyectos que prefieren organizar los ambientes, disociándolos. Algunos de ellos utilizan el color para lograr este objetivo, potenciando la zonificación a través de particiones móviles que se abren o se cierran según el uso de la cocina.

Los arquitectos de NatureHumaine fueron muy creativos al diseñar un corredor con superficies negras, separando la cocina blanca de la circulación vertical amarilla en la Casa Canari.

Ya hablamos del espacio unificado de la cocina cítrica de 3in1. Sin embargo, al observar el apartamento en su conjunto, se puede ver que su tinte verdoso también tiene la función de separar la cocina del resto de los espacios interiores.

Cart Item Removed. Undo
  • No products in the cart.