Tendencias de estilo para oficinas en 2019

Conceptos, estilos, tendencias y mobiliario que nos ayudarán a abordar el nuevo año con de entusiasmo, positivismo y ánimos para los nuevos retos en las oficinas.

Si bien cada ciudad y país mantiene su identidad e influye directamente en el diseño de sus espacios, la conectividad global nos ayuda a estar informados sobre el diseño y la arquitectura en todo el mundo, además, nos permite analizar, reinterpretar, adaptar y proponer en nuestro propio entorno.

A pesar de no haber reglas en el diseño de interiores, nos atrevemos a compartir con ustedes ideas, estilos, tendencias e incluso herramientas que nos ayudarán a visualizar un 2019 con oficinas vibrantes, llenas de color, entusiasmo y comunicación.

Una de las primeras tendencias que vino este año para quedarse y evolucionar es la flexibilidad laboral, comprendida por oficinas con mobiliario flexible, fácil de mover, y que se adapte a los constantes cambios de dinámicas en una empresa. Generando entonces espacios altamente interactivos, cambiantes y que favorecen la comunicación entre los equipos de trabajo.

Amplias superficies de escritorios y mobiliario ligero, flexible y portátil responden a las nuevas dinámicas de las oficinas de 2019

Las oficinas darán entonces paso al llamado open space o su traducción literal espacio abierto, liberándose de los cubículos tradicionales para dar paso a espacios muy aéreos, ligeros, bien iluminados, mobiliario con materiales de texturas cálidas y naturales, sin descuidar la acústica.

El estilo industrial resultará muy práctico para las oficinas en el año entrante. Independientemente del tamaño de los espacios, suele ser una tendencia muy práctica ya que su instalación suele ser mucho más rápida. Dejando las estructuras e instalaciones a la vista, sin exceso de plafones, reciclando mobiliario que puede acentuar nuestros diseños, combinando maderas y metales, se convierte en una de las tendencias con fuerza debido a su capacidad de adaptabilidad.

Los acentos del estilo industrial, comprende la estructura metálica a la vista, conservación de algunos elementos antiguos, la presencia del metal y la identidad histórica de algunos materiales.

Más allá de una tendencia, el concepto de Activity Based Working (ABW), que podría traducirse como trabajo basado en actividades, con mobiliario de acuerdo con sus actividades. Esto se puede traducir como estaciones de trabajo individual, áreas de trabajo en equipo, áreas de concentración, etc. E incluso fuera de la oficina, brindar la tecnología a los empleados para mantener la conectividad constante con su trabajo y entre varias empresas, para que puedan trabajar desde cualquier lugar.

Otro de los conceptos o tendencias que vienen para evolucionar en el año entrante es el Coworking, que consisten en espacios amplios de oficinas que contienen a su vez otras oficinas compartidas de diferentes empresas. Este tipo de oficinas se caracterizan por ser espacios abiertos, flexibles, con áreas multiuso de reuniones, con la presencia del cristal y plantas, mobiliario ligero y portátil, una extensa superficie de escritorio, barras de café, áreas de esparcimiento, sillas y sillones cómodos para hacer pausas en el trabajo.

Una vez más, estos lugares favorecen la interacción entre los integrantes de un equipo, intercambio de ideas y sobre todo la comunicación, para conservar uno de los valores principales en una oficina que es tener un ambiente laboral agradable, fluido y amigable.

Un claro ejemplo de coworking donde se pueden apreciar diferentes áreas de trabajo que conviven en armonía.

No podemos dejar pasar por alto, el concepto del Home Office, que responde perfectamente a que la tecnología nos permite trabajar desde cualquier lugar, siendo nuestros hogares uno de ellos. Las empresas ya no están conformadas solo por un equipo interno, sino que ahora se articulan con otros equipos e integrantes freelance que trabajan desde sus hogares y mantienen la comunicación constante.

La zonas de ocio, descanso y recreación serán valoradas por las empresas que quieran ser pioneras en el mercado. Lentamente han ido descubriendo que empleados felices mejora su productividad. Si bien el objetivo fundamental es cumplir con las metas y objetivos que hagan avanzar la empresa, mantener un espacio para hacer pausas en largas horas de trabajo, nos ayudará a un mejor rendimiento.

Sin necesidad de desperdiciar espacio, una simple barra para tomar un café o comer algo, sillones muy cómodos para leer, escuchar música o incluso conversar, se convierten en simples elementos que pueden generar una gran diferencia.

Otra de las tendencias que surgirá en 2019 es el cuidado a la iluminación, ya sea de origen natural o artificial. Un detallado estudio de la iluminación nos ayudará a tener espacios de trabajo amigables para no caer en el agotamiento y la monotonía. La iluminación natural se convierte en la protagonista, acompañada de lámparas de iluminación cálida específicamente para trabajar y no caer en el exceso de tubos fluorescentes.

La transparencia seguirá siendo muy valorada en las oficinas pioneras. No solo porque permite mayor fluidez de la iluminación natural para todos, sino que es el mejor aliado del concepto de espacio abierto mencionado anteriormente. El cristal puede llegar a variadas texturas e incluso colores para integrarse a salas de reuniones, oficinas de jerarquía, equipos de trabajo y hasta comedores.

El cristal se apodera de los diversos espacios brindando aislamiento acústico, pero permitiendo el paso de la iluminación natural para todos.

El próximo año debemos generar conciencia sobre el cuidado de nuestro planeta. Y aunque ha habido diversas iniciativas en marcha, podemos colaborar desde nuestras oficinas con simples gestos que van desde el reciclaje de papel, pero también de mobiliario que puede ser restaurado y darles personalidad a nuestros espacios.

El mobiliario local también nos ayudará con la imágen de nuestras empresas, pues que se emplearán con frecuencia materiales naturales comprometidos con el medio ambiente. La madera, arcilla, ladrillo, cerámica, y artesanía pasarán a ser protagonistas en nuestras oficinas que reflejarán nuestra identidad cultural y brindarán la calidez necesaria para nuestro equipo de trabajo y futuros clientes.

Siguiendo en esta línea y no menos importante, la presencia de la vegetación será indiscutible para este nuevo año. Es allí cuando la arquitectura, diseño de interiores y el diseño industrial, se confabulan para generar diversos acentos verdes en las oficinas, a través de plantas, muros verdes, grandes macetas de arcilla contenedoras de plantas locales, plantas colgantes, terrazas apergoladas con plantas que filtran el paso de la luz solar, etc.

La vegetación ha dejado de ser un objeto decorativo y pasa a ser un elemento que forma parte del diseño de interiores, organizan el espacio, acentúan su fluidez, separan algunas áreas, sin hablar de las mejoras de ambiente para el equipo de trabajo.

Comments are closed.

1
¡Hola!
¿En qué podemos apoyarte?
Powered by
Cart Item Removed. Undo
  • No products in the cart.